lunes, 2 de marzo de 2009

Fragilidad...


Las copas de cristal se rompen,
los espejos también...
igual que la porcelana ...
La seda se engancha si roza la aspereza.

Se QUIEBRAN los papeles...
Se ROMPEN los plásticos...
Se RESECAN las maderas...
Las paredes se rajan,
tan firmes y sólidas que parecen.

Nuestro cuerpo es frágil,
se daña con facilidad...
Nuestro corazón,
aunque siga funcionando como una perfecta máquina
y el médico nos asegure que estamos sanos.
¡CUIDADO!
Somos tan FRÁGILES ...

El corazón se daña muy fácilmente.
Cuando lo engañan...
cuando lo castigan...
cuando lo olvidan...
Cuando lo estafan en los afectos...
Cuando encuentra ventanas y puertas cerradas
en lugar de encontrarlas abiertas...
¿Que hace el corazón... ?
Ayer latía apresurado
Hoy siente los olvidos del tiempo
Me he llenado de miedo;
y me digo bajito y murmurando:
-¡¡ Late fatigado porque sangra... !!
MARGA®

1 comentario:

Angel Luis dijo...

¡¡Cierto !!
Abrazos Angel