miércoles, 25 de enero de 2017

Soy una versión mejorada... a mi dedicación.

 
Yo soy así, una mujer con actitud, corregible e insoportable para algun@s.
 Soy el resultado de mis esfuerzos y de mis sufrimientos.
Soy una versión mejorada... a mi dedicación.
Aunque eso sí, es un proceso que lleva tiempo,
 nadie da un salto al estado de calma y bienestar de la noche a la mañana.
Se necesita dedicación, voluntad, autocuidado y confianza.
Soy la misma de siempre, alguien capaz de ilusionarse, de saborear la vida a sorbos, a abrazos, besos y caricias...
He dejado a un lado la que fui, una mujer capaz de sanarse, de reencontrarse.
Por eso... soy la misma de siempre, aunque ya no la de antes...
 
 
 
Sos el resultado de tus propias acciones y tenes lo que te corresponde,
 para que aprendas a utilizarlo y a sacar el mayor provecho.
No necesitas más de lo que te trae el destino,
  con cada pensamiento palabra y obra desinteresada,
estás llenando el cielo de alguna recompensa.
Hay personas que cuando tienen problemas con otras,
 se pasan el tiempo dando vueltas y culpando al otro en vez de buscar lo positivo y
suplantarlo.
 Pendientes del EGO olvidan que el futuro es de los jóvenes...y que el futuro de un jubilad@...
¡¡ ya es otro !! y esa es la recompensa... vivir el resto de la vida para SER.
Todo el mundo piensa en cambiar el mundo, pero nadie piensa en empezar el cambio por sí mismo.
León Tolstoi